Tuesday, August 01, 2006



Afrontar una nueva etapa
es sentir en el alma
el peso del tiempo.

Abrirse los pétalos de la vida,
como inminente señal
de todas las edades del hombre.

Del fondo del tiempo

Llegasteis
del fondo del tiempo
como virtualidad
creadora
de lava y noche.

Y en torbellino de deseo
que flocere
en cada madrugada.

Sois el arquetipo adormecido
en la memoria
y el poema vivo
de sublimación absoluta.

Y cantando,
levanto vuestro cuerpo
de ámbar y oro
entre palabras de emoción
y embriaguez.

Mas no sois más
el silencio.
Sois antes
la voz de la tierra

y el torrente
de agua cristalina
y fuentes olvidadas.

Sois la mano extendida,
el deseo frenético
de beber el viento
y la tempestad.

Mi sed
y el relámpago indomable
generado en los confines del Universo.

Vos sois,
la visión surgida
de los amplios corredores
del tiempo.

( - - - - - - - )

Maravillosos versos (No míos, por cierto)

Y por esos corredores del Tiempo
yo huyo
me escapo
y nunca más
me encontrarán.